Por qué hacen bolitas las prendas, cómo evitarlas y eliminarlas

Por qué hacen bolitas las prendas, cómo evitarlas y eliminarlas

A veces nos encontramos con la desagradable visión de una prenda echada a perder porque se ha llenado de múltiples bolitas de tejido. En unas prendas las bolitas aparecen en toda la superficie y en otras en las zonas de roce. Pero, ¿por qué sucede esto? Y lo más importante, ¿cómo podemos retrasarlas o eliminarlas?

Las bolitas o pelotillas de la ropa suelen aparecer con los lavados, aunque a veces es el simple roce y desgaste.Los tejidos sintéticos son más propensos a crearlas, pero sobre todo cuando se encuentran mezclados con tejidos naturales. Los tejidos sintéticos son más estables que los naturales. Ante el roce o el desgaste las fibras se enrollan quedando enganchados a la prenda y atrapando con ellas al resto. Las fibras naturales por el contrario tienden a desprenderse sin problema.

Un tejido es más propenso a generar bolitas cuanto más variada es la composición. Es decir, cuantos más tipos de tejidos tiene una prenda, más fácil será que las genere.
Por tanto, los tejidos 100% de un solo material es muy poco probable que hagan bolitas. La probabilidad también es muy baja cuando la relación de tipos de fibras es muy poco significativa. Por ejemplo, una prenda con 90% de algodón y 10% lycra raramente hará bolitas. Además, hay que saber que el poliéster es, en sí mismo, una mezcla de tejidos. Así pues, su presencia puede implicar un futuro de bolitas.

Retrasar su aparición

Las bolitas que aparecen por roce son difícilmente evitables, pero si podemos evitar las que aparecen en el lavado. Como dijimos, las fibras sintéticas tienden a enrollar las naturales que se desprenden con mayor facilidad. Por ello, el truco consiste en separar las prendas por tejidos a la hora de meterlas en la lavadora. No se trata de poner varias lavadoras, sino de utilizar diferentes bolsas de tela. De esta manera los tejidos no se mezclarán tanto y el contacto evitará que la fibra sintética por el roce no atrape otras.

Pinterest

Si esto nos resulta demasiado trabajoso podemos aislar las prendas que ya hayan sido susceptibles de generarlas. Otro truco consiste en lavar las prendas del revés y no cargar en exceso la lavadora.

El uso de suavizante también es muy aconsejable ya que preserva la ropa, hidratando la fibra. Y como consecuencia, las fibras se desprenden menos.
La lana es un tejido que tiende a alterarse mucho con el lavado. Para este tipo de prendas hay un truco un tanto peculiar. Antes de estrenar la prenda, hay que meterla en una bolsa de cierre hermético e introducirla en el congelador. Cuando esté congelada, la sacamos y la dejamos descongelar. Al parecer, este proceso retrasa bastante la aparición de bolitas.

 

Cómo eliminar bolitas

En muchos comercios es fácil encontrar máquinas quita pelusas. Son bastante útiles, especialmente con fibras bolitas grandes, y seguros. A falta de una maquinilla específica podemos utilizar una maquinilla de afeitar eléctrica.

Otro truco es utilizar un rodillo adhesivo. El rodillo es más útil cuando las fibras no han generado bolitas y sólo se han mezclado o atraído. Por ejemplo, los tejidos de terciopelo suelen atraer fibras. Si la cinta cuenta con un adhesivo potente podemos conseguir eliminarlas, pasándolas varias veces.

También podemos utilizar una cuchilla o maquinilla de afeitar, aunque con este sistema podemos dañar fácilmente la prenda si no tenemos cuidado. El truco consiste en estirar bien la prenda, podemos utilizar un bastidor para ello, e ir pasando la cuchilla con cuidado.

Otro remedio casero es pasar un peine o cepillo. Y por último, emplear una piedra pómez o una tijera.